Cáncer colorrectal, tercera neoplasia más común; en EU muere 66% de pacientes

*De acuerdo con el Fondo Mundial para la Investigación sobre el Cáncer…

jornada.unam.mx

De acuerdo con el Fondo Mundial para la Investigación sobre el Cáncer, el cáncer colorrectal es el tercer caso más común de neoplasia en el mundo.

En Estados Unidos, muere más de 66 por ciento de las personas que desarrollan este mal. Aproximadamente 85 por ciento de los cánceres colorrectales derivan de pólipos adenomatosos no tratados, por lo que si se logra encontrar una manera de detener su crecimiento se puede evitar la mayoría de estos casos.

El próximo 31 de marzo se conmemora el Día Mundial de Cáncer Colorrectal.

Un estudio presentado por investigadores de Mayo Clinic en diciembre de 2016 demostró la eficacia de los fármacos antinflamatorios no esteroides en la prevención del cáncer colorrectal.

El recto comprende los últimos centímetros del intestino grueso. Comienza en el extremo del segmento final del colon y termina en el conducto estrecho y corto que llega al ano.

El cáncer de recto y el de colon se suelen denominar conjuntamente como cáncer colorrectal. A pesar de que son similares en varios aspectos, sus tratamientos son bastante diferentes. Esto se debe principalmente a que el recto está ubicado en un lugar estrecho, apenas separado de otros órganos y estructuras de la cavidad pélvica.

Por eso, una extracción quirúrgica completa del cáncer de recto es muy compleja.

Los síntomas más frecuentes son diarrea, estreñimiento o evacuaciones intestinales frecuentes y delgadas, sangre roja u oscura en las heces, mucosidad en éstas, dolor abdominal, movimientos intestinales dolorosos, anemia por deficiencia de hierro, sensación de no haber vaciado por completo los intestinos, adelgazamiento sin causa aparente y debilidad o fatiga.

El cáncer colorrectal aparece cuando las células sanas del recto presentan errores en su ADN. Cuando este material genético se daña y se vuelve canceroso, las células continúan dividiéndose, incluso si no se necesitan células nuevas. A medida que éstas se acumulan, forman un tumor.

Con el tiempo, las células cancerosas pueden llegar a crecer e invadir y destruir el tejido normal de alrededor.

Algunos factores que lo pueden generar son la edad avanzada. La gran mayoría de las personas con diagnóstico de cáncer de colorrectal tienen más de 50 años.

Asimismo tener enfermedad intestinal inflamatoria, como la colitis ulcerosa y la enfermedad de Crohn, contar con antecedentes familiares de cáncer colorrectal, la dieta y tener un estilo de vida sedentario o padecer diabetes, fumar, tomar alcohol y haber sido sometido a radioterapia para otros tipos de cáncer.

Share
Bitnami