Madre de familia, batalla sola sin apoyo para sacar adelante a su hijo en silla de ruedas

* Es una de tantas historias que viven mujeres quienes son abandonadas por sus parejas, no reciben la manutención de los hijos como lo marca la ley, grave aún cuando se trata de hijos en sillas de ruedas…

Por Mauricio Lira Camacho
NOTICIASPV

Una madre de familia, batalla sola sin apoyo de nadie para sacar adelante a su hijo postrado en silla de ruedas.

Es una de tantas historias que se vive en el municipio de Puerto Vallarta.

A este medio de comunicación, una madre de familia entregó un escrito en donde narra su historia, con el objetivo de que las autoridades hagan algo y haya conciencia con otras mujeres madres de familia, estén pasando por una situación similar.

Ella contó a grandes rasgos que tuvo una relación con su pareja con la que contrajo nupcias, el problema comenzó en el momento que supo estaba embarazada, y le dijo que era varón, luego el segundo también varón..

Desde ese momento, dijo, vivió un problema eterno en el seno familiar, al grado que esta persona (de quien se omite su nombre), provocó premeditadamente que el segundo embarazo se adelantara.

En un intento por hacerle daño a su hijo, (de quien también se omite su nombre), finalmente el menor tuvo problemas que lo psotraron en una silla de ruedas.

“Esta es una situación muy dificíl, espero me puedas apoyar haciendo pública esta historia, que la ciudadanía se de cuenta de estas vivencias”.

“Sobre todo de quienes como mujeres y madres de familia damos todo por nuestros hijos, más aún cuando tienen una enfermedad terminal”.

“Con la persona que me casé llegamos a Puerto Vallarta en el año de 1997, el es gerente de una sucursal aquí en Vallarta, desde entonces. el se dedicó a su empresa y yo a mis actividades como esposa, pero a mediados del año 1998 nace el primero y luego el segundo tras 11 años de unión.

“Este señor en cuanto supo que el bebé era niño lo rechazó, y se dedicó a asustarme, gritarme mientras dormía, e incluso intentó varias cosas, finalmente por falta de oxigeno en el hospital, sufrió parálisis cerebral, y cuadriparesia espástica, eso ha hecho que él no logre caminar aun, y tenga que utilizar silla de ruedas”.

“Mi hijo y yo hemos ido juntos a terapias a Santa Barbara, a Pasitos de Luz, estuvo en Proyecto Pitillal, conseguimos clases de equinoterapia, natación, en fin, pero sola, porque este señor nunca se ha hecho responsable de las cosas para que haya una mejoría notable”.

“Hace seis años, este señor, (de quien imitimos su nombre), empezó con una nueva relación sentimental, hay un apoyo mensual de cierta cantidad de cinero, pero no es lo suficiente para toos los gastos principalmente médicos.

Despues de varias demandas de divorcio, la última en el 2015 prosperó, esto fue hasta que, se logró que el juez de lo segundo del civil se la concediera.

Ahora el detalle, es que la cosa es “desde que se decidió separar, se llevó todo lo habido en la casa dejandonose sin nada.

Esta persona no ha hecho nada por responder lo que ante la ley obliga a una ayuda económica justa, “a mi me duele por mi hijo postrado en una silla de ruedas”.

Esta madre de familia, explica que se dedica al 100 % en el cuidado de su hijo, este en especial en silla de ruedas.

El pequeño habla, se mueve, pero está sufriendo mucho porque este señor no lo busca para siquiera convivir un rato.

El problema se va agudizando cada día que pasa, “ya me está exigiendo la casa y no tenemos a donde irnos, mis abogados ya no que mquieren ayudar, tengo mucha depresión pues a diario es transportar a mi hijo en los camiones solamente de aquellos que tienen rampa para discapacitados”.

Esta madre de familia, dijo que ya ha ido al sistema para el desarrollo integral de la familia, DIF, lo mismo que a la procuraduría social, pero no ha pasado nada beneficioso.

Share
Bitnami